NECESARIO DESPERTAR

Traducción de Teresa – teresa_0001@hotmail.com

Esto se ha escrito para espíritas, pero vale para cualquier buscador de la verdad:

Innumerables candidatos al conocimiento de las informaciones espíritas – portadoras de los relevantes mecanismos para la reforma íntima – se detienen, inconsecuentes, en la expectativa de milagros (que no los hay), para la solución de problemas que ellos mismos han creado y continúan generando, o esperan que la simple adhesión formal a una Sociedad, donde se divulga el Espiritismo, sea suficiente para resolverlos.

Fijados al atavismo de lo maravilloso y de lo sobrenatural, perseveran en la creencia liviana de que los Espíritus desencarnados todo lo saben, todo lo pueden, con la misión expresa de resolver las dificultades humanas, haciendo así a las criaturas humanas candidatas a la ignorancia y al atraso.

Acostumbrados a las noticias extravagantes del misticismo que envuelve a la mediumnidad y de los tabúes en torno a las comunicaciones espirituales, se niegan al estudio serio, o lo intentan, abandonándolo enseguida, apoyados en los bastones psicológicos de la acomodación de que les parece difícil la absorción del conocimiento espiritual, ya sea por la imposibilidad de mantener la atención, o por deficiencia de la memoria, o también por perturbaciones de varios órdenes, que afligen, adormecen, incomodan. La argumentación simplista no procede, por cuanto, en otras áreas del comportamiento (trabajo, pesquisas y cursos), si no hay un sincero interés y legítima dedicación, ocurren los mismos fenómenos perturbadores, desestimulantes.

Toda experiencia nueva es desafío, caracterizado por dificultades superables. En lo que concierne a las de transformación del hombre viejo en un nuevo ser, los niveles a conquistar son múltiples, revestidos de comprensibles impedimentos. No se alteran hábitos enfermizos o perniciosos de un momento a otro, con solo la disposición, sin el correspondiente esfuerzo por conseguirlo.

De ese modo, al deseo de crecimiento han de aliarse el esfuerzo continuo y la dedicación a las ideas renovadoras, trabajando por comprender las directrices que se te presentan, experimentando e insistiendo en su implantación en el mundo íntimo.

Sustituir las viejas costumbres, una a una, adoptando nuevo comportamiento mental, y, después, vivencial, a fin de que la renovación se te haga continua, incesante.

Libérate de los instrumentos frágiles de justificación, evitando las huidas psicológicas a la realidad, a la responsabilidad.

Insiste en cincelar las aristas groseras de la personalidad y adáptate al nuevo modo de entender y ser, incorporando a la conducta las directrices espirituales.

Te darás cuenta de los beneficios inmediatos que advendrán, de las soluciones a los problemas que surgirán, en fin, de que el empeño se corona de éxito en razón directa del esfuerzo aplicado.

La Historia está repleta de héroes de la transformación para mejor, pero son incontables los conquistadores anónimos del continente del alma que estaban perdidos y se han encontrado.

Pero para conseguirlo es, primero, necesario despertar.

Extraído del libro: “Momentos Enriquecedores”, de Joanna de Angelis y Divaldo P. Franco.

Fonte: STUM World

0 0 votes
Avaliação
Subscribe
Notify of
guest
0 Comentários
Inline Feedbacks
Veja todos os comentários

Posts Relacionados

Comece a digitar sua pesquisa acima e pressione Enter para pesquisar. Pressione ESC para cancelar.